Reapertura inaugural de la fuente de los Cinco Caños


El pasado jueves ha tenido lugar en Coca la apertura del Manantial de los Cinco Caños, tras las importantes obras que se han realizado en el edificio, en su entorno, en sus accesos, y en la Calzada Romana que nos lleva hasta el mismo. Al citado acto acudieron además de numerosos vecinos de la localidad, el delegado Territorial de la Junta de Castilla y León, el Presidente de la Diputación de Segovia, miembros de la Corporación Local y miembros de la familia Cándido, que altruistamente han autorizado el uso de las piedras de la fuente que el Mesonero Mayor de Castilla regaló en su día al municipio que le vio nacer, para estas obras.

Después de las breves intervenciones de los representantes políticos, D. Alberto López, en representación de la familia Cándido, dirigió unas cariñosas palabras a todos los vecinos allí presentes. A continuación y excepcionalmente, se dejó correr agua por una de las balsas de los lavaderos, la balsa de arriba, conocida como balsa de aclarado, cuyo manantial no corría desde hace más de 50 años.

El manantial que da agua a este edificio, es el origen de la vida en Coca, una fuente de agua inagotable que fluye con el mismo caudal y temperatura todo el año, y que, en su día, dio vida a uno de los núcleos de población permanente más antigua de la península ibérica: Cauca - Coca.
De sus aguas supieron aprovecharse sus antepasados y en especial el imperio romano, en cuya cimentación del actual edificio y entorno crearon una de las más potentes villas de la meseta norte como se está constatando en las excavaciones de la universidad SEK, cuyo agua se trasladaba hasta el centro de esta villa a través de una atarjea descubierta hace 2 años por la citada universidad.

El agua de los Cinco Caños procede de tres manantiales, uno que viene de la parte de atrás de las retamas o ruina romanas, y es el que lleva agua siempre, mezclado con parte del segundo manantial que es el que viene por un túnel o galería de la zona de las Erillas, tomando agua de la antigua galería que daba servicio a la Villa del Emperador Teodosio. El tercer manantial y más importante viene en la parcela que hay entre la carretera de Navas de Oro y Fuente el Olmo. Estos dos últimos manantiales llevan el agua permanente a unos depósitos subterráneos que son los que mezclados con el agua de la mancomunidad, se envían después a la red municipal de agua.

La financiación de las obras ha corrido a cargo de la Junta de Castilla y León, la Consejería de Turismo, hasta diciembre del año 2010. El picado anterior de las paredes hasta el año 2008 corrió a cargo del Ayuntamiento de Coca. El resto de las obras se han financiado con cargo al Fondo de Cooperación Local de la Diputación Provincial.


El Ayuntamiento insta a mantener limpio este edificio y sus alrededores. No dejar abandonadas botellas en el lugar y utilizar los contenedores y recuerda que este manantial se usa para miles de personas, y que ahora es un nuevo monumento a visitar en nuestro municipio, por lo que se pide la máxima conservación del lugar.

Nota de prensa facilitada por el Excmo. Ayuntamiento de Coca - Ciudad de Cauca

Enlace a las Fotografías:

Política de Cookies   -   © Descubre Coca 2018