Abies pinsapo

Maribel Egido Carrasco

En el espacio que en Coca conocemos como “Los Jardines”, entre los árboles que lo pueblan, se encuentra uno especialmente “ilustre”: se trata de un magnífico ejemplar de Pinsapo que eleva su majestuosa figura en la parte cercana a la muralla.
Quizá la costumbre de verlo allí, hace que no reparemos en su belleza, pero principalmente en éstos días en que el otoño pinta de preciosos tonos ocres a sus “compañeros” de jardín y hace que pierdan sus hojas, él destaca con su perenne verdor y su espléndida planta.
Éste precioso árbol pertenece a la familia PINACEAE, Subfam. Abietoideae, y su nombre vulgar es Pinsapo o Pino pinsapo. Es de talla media o elevada, puede llegar a 25 o 30 metros, aunque en España suele tener tallas más modestas. Su porte es cónico y abierto, mas en los ejemplares jóvenes, estando vestidos de ramas hasta la base de los troncos, aún en edades avanzadas. Su copa es cónica, densa y oscura.
El pinsapo florece de abril a Mayo, los piñones están maduros en Septiembre u Octubre del mismo año y prefiere las exposiciones de umbría.
Por su condición estable y protectora, el pinsapo es un árbol precioso desde el punto de vista hidrológico, pero su mayor valor reside en sus condiciones estéticas que hacen de los pinsapares los más bellos montes de coníferas del Sur de España, y del árbol aislado la especie europea del género más apreciada y difundida por la jardinería.
Resulta precioso contemplarlos en la Sierra de Ronda y en Grazalema, donde crecen de forma natural.
En nuestro pueblo, además del precioso ejemplar de “Los Jardines”, también tenemos la suerte de tenerlos en el paraje denominado “El Arboreto”.


Política de Cookies   -   © Descubre Coca 2017